Por Ana Isabel Ferreras 
Ana ¡que los del PP han venido a buscarme a casa y me dicen que no puedo ir en las listas contigo por el nuevo partido que habéis montado!, me dice cierto joven del municipio de Gradefes, con ganas e ilusión suficientes para pelear por su pueblo y participar en la política local, que por cierto ya es bastante loable.

Lea la noticia original aquí

Los motivos principales que ellos alegan son los siguientes: que si con este partido (Ciudadanos Rurales Agrupados, C.R.A.) tenemos cerradas completamente las puertas de la Diputación, (comprobarán ustedes, queridos lectores que esto ya es una clara amenaza), que todos tienen que presentarse por el PP, (en este caso, si fueran los otros serían las otras siglas), porque es el partido mayoritario y el que maneja el dinero, (será el de los sobres B y la financiación ilegal, claro), que si el Centro de Día nunca se va a acabar y vamos a derrochar todos los ingresos allí olvidando a los pueblos, (el edificio ya está finalizado), y después siguen con la sarta de estupideces que siempre utilizan en estas fechas: que lo tenemos perdido (metiéndoles miedo), que si en este pueblo fulanito dice que menganito que tiene más votos, que no vamos a hacer nada, que hundiremos a todos en la miseria, etc, etc.
A todo esto que me cuenta y mucho más que aquí no procede, le contesto que se vaya preparando que esto es sólo el principio y que de aquí al 24 de mayo, las cocinas estarán hirviendo maldades, los bares más visitados que en épocas estivales, las iglesias más pobladas (suelen utilizar las desgracias ajenas para hacerse ver sobre todo en los funerales), y los mentideros más enervados que nunca. Pero esto siempre pasa cada cuatro años, con la “vidilla” que dan las elecciones en los pueblos y que sólo las gentes oriundas del lugar conocen ¡tan bien!. Le contesto que es cierto, que en la Diputación se reparten el pastel según quién y cómo, y que llevan años haciendo ese tipo de gamberradas con el dinero público que es para TODOS los pueblos. Le pregunto si a él le parece justo ese sistema y en buena lógica responde que no. Bien…. eso es lo más importante, ya que uno de nuestros principales objetivos es desenmascarar ésta y otras injusticias. Inconcebiblemente lo decía hace poco un diputado de esos que llevan en nómina más de 30 años…. “cuando los partidos nuevos libres de hipotecas puedan tomar decisiones en las instituciones” se podrá cambiar este corrupto sistema. Y en eso estamos algunos… aunque precisamente quien lo dijo, no haya movido ni un dedo para hacerlo y siga beneficiándose de ello.

Categorías: Opinión

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.